martes, 17 de enero de 2006

Michelle...


Uh... por fin respiro... respiro de alivio, claro.
Y Lagos -seguramente- como papá chocho...
Si Dooble hasta se emocionó y Demian salió a saludar a las caravanas bacheletísticas que pasaban por fuera de nuestro castillo... todo por la alegría de tener presidenta (sobre todo considerando que los primeros "cómputos" favorecían al "muñeco de la sonrisa de maniquí" (no, no Lavín... a ese se le vinieron los años encima, y su "cara de máscara" ahora tiene los cachetes más caídos que don Francisco...).
Ahora, a trabajar. Y si Tutatis es generoso, tendremos Lagos para el 2010.

3 Comments:

Anonymous escargot said...

Hmm, quién se lo habría imaginado.
Tu con esto y yo en esto.
Muchos carinyos desde la estepa congelada, mira que si abro la ventana se me enfría el té y los patos se congelan.
Abrazos fra-ternos.

9:07 a. m.  
Blogger Ariel said...

Mi dama y yo estábamos en Argentina, así que no pudimos participar de los festejos...

Sin duda, un gran triunfo de los que siendo distintos son capaces de aunarse sobre los que siendo iguales sólo tratan de devorarse mutuamente los ojos... Bonita lección para la gilada.

Esperemos, eso sí, que esta vez la alegrñia termine de llegar... o por lo menos, se reparta más equitativamente... jejeje.

8:46 a. m.  
Anonymous Uzziel said...

Buenos los festejos, me gusta ver a la ciudadanía celebrando. AH, y respecto a que Piñera iba ganando al principio es debido a que algunos canales daban los computos al revés de los cristianos... que loco

2:12 p. m.  

Publicar un comentario

<< Home